El objetivo de este blog post es que tengas, en un solo lugar, una lista con todos los aspectos que tenes que tener en cuenta cuando estás por lanzar una campaña de      E-Mail Marketing, y claramente, querés conseguir los mejores resultados.

Antes de arrancar, es muy importante que entendamos por qué una campaña de E-Mail Marketing es CLAVE para ampliar tus conversiones y obtener más ventas.

Cada envío que realices debe tener un objetivo a alcanzar. Los objetivos en una campaña de E-Mail Marketing van a variar de acuerdo a los resultados que queramos obtener.

Algunos objetivos para tu campaña de E-Mail Marketing:

  • Atraer nuevos clientes
  • Obtener leads
  • Vender un producto o servicio
  • Generar tráfico a tu sitio web
  • Invitar a suscribirse o registrarse a algún tipo de evento
  • Aumentar el engagement
  • Descargar un e-book o recurso gratuito

De acuerdo al objetivo que seleccionemos, vamos a estar planificando nuestra campaña, el público al que se la enviemos, el mensaje que queremos transmitir en el mail y mismo el diseño o estructura del contenido que va a tener ese mail.

Una vez que tengas definida la estrategia que vas a utilizar y el contenido que va a tener, es momento de revisar algunos puntos importantes. En este blog vamos a dividir la checklist en tres etapas.

Etapa 1: Durante el armado de la campaña.
Etapa 2: Antes de enviar la campaña.
Etapa 3: Una vez que enviaste la campaña.

Etapa 1: Durante el armado de la campaña.

  1. Elegí el remitente desde el cuál vas a enviar la campaña y priorizá que sea una persona, no de empresa. ¿Por qué? Porque no es lo mismo que te llegue un mail de equipo@coderhouse.com a que te llegue un mail de micaela@coderhouse.com. De esta manera, el suscriptor va a sentir que está hablando con una persona y no con un robot, lo que va a permitir que se genere una mayor cercanía.
  2. El asunto del mail tiene que ser perfecto. Eso va a definir el hecho de que el suscriptor abra o no el mail. #Tip: que sea llamativo y de ganas de saber más.
  3. Revisá los enlaces de las llamadas a la acción. Toda campaña de e-mail marketing tiene que tener botones/enlaces que te redireccionen hacia el sitio o el carrito de compra de un producto, o mismo un blog o formulario. La llamada a la acción va a estar relacionada con el objetivo que hayas elegido.
  4. Verificá que la lista sea la correcta y olvidate de comprar contactos. Una buena estrategia de E-Mail Marketing implica que trabajes por conseguir suscriptores y vayas formando tu base de datos. No debería importarte la cantidad de personas a la que le estás enviando el mail, sino que ese grupo de personas sea de calidad y coincida con tu público objetivo.
  5. Evitá todo tipo de acciones que pueda enviar tu mail a SPAM. Como te dijimos anteriormente, no compres listas. Tampoco uses mayúsculas en el asunto del mail, y reducí la cantidad de signos de exclamación en los titulares. Para el cuerpo del mail, tratá de evitar las palabras como “gracias” u “oferta”.
  6. Comprobá que los enlaces están trackeados para que puedas medir conversiones y analizar mejor los resultados.

Etapa 2: Antes de enviar la campaña.

Antes de apretar el botón de enviar, te recomendamos que hagas los siguiente:

  1. Enviate un correo de prueba para ver cómo se va a estar visualizando el mail y hacer ajustes, si es necesario.
  2. No te olvides de los botones de las redes sociales y sitios webs para incentivar a que compartan tus contenidos o te sigan.
  3. Verificá por última vez las faltas de ortografía.
  4. Si estás usando personalización (o naming) comprobá que esté funcionando correctamente.
  5. Hacé un chequeo sobre el formato desde otros dispositivos (celular o tablet). Un aspecto más que importante es que tu mail sea responsive.

Etapa 3: Una vez que enviaste la campaña.

De nada sirve la campaña si después no medimos resultados y vemos los puntos a mejorar. Hay 4 tipos de métricas que hay que tener en cuenta a la hora de medir resultados:

  1. Métricas generales: tasa de bajas o mismo el impacto que va teniendo la campaña en materia de suscriptores.
  2. Métricas de listas: total de suscriptores, dispositivo de suscriptores, ubicación geográfica de suscriptores y % de suscriptores activos o inactivos.
  3. Métricas de envío de newsletter: bounce rate (correos que no se enviaron correctamente por fallas o por que no existen), tasa de apertura (cantidad de personas que abrieron el mail), total de usuarios que no abrieron el newsletter, clics en el enlace, etc.
  4. Métricas de conversión a raíz de un newsletter: estas métricas van a depender del tipo de objetivo que hayas elegido (leads, tráfico al sitio web, compra de un producto, descarga de un archivo, etc.)

No te olvides de revisar estos puntos antes de lanzar tu campaña, te van a ayudar mucho a obtener los mejores resultados posibles.

¿Qué otros consejos tenés para nuestra #CoderCommunity? ¡Te leemos!

¿Qué estás esperando para potenciar tu negocio desde el E-Mail Marketing? Te deseamos la mejor de las suertes.